Hemostasia
La hemostasia es un mecanismo de defensa del organismo que se activa tras haber sufrido un traumatismo o lesión que previene la pérdida de sangre del interior de los vasos sanguíneos. Se divide en dos fases: Hemostasia primaria: las plaquetas se adhieren a la superficie lesionada y se agregan para constituir el “tapón hemostático plaquetar”. Hemostasia secundaria o coagulación de la sangre: en esta fase, la activación
de múltiples proteínas de plasma produce la formación de un coágulo de fibrina que impide la salida de sangre al exterior.